3 razones por las que NO trabajaré en tu empresa

Hace varios años, antes incluso de la archiconocida crisis económica, trabajaba en una empresa muy conocida de la provincia de Alicante del sector de la construcción.

Hacíamos bastantes procesos de selección ya que en aquellos momentos había una gran necesidad de incorporar empleados. Voy a hacer un inciso aquí para comentar algo que los que me leen a menudo saben que hago bastante hincapié: esta empresa buscaba empleados pero no talento. Si es la primera vez que me lees posiblemente esta distinción te parecerá banal pero para mi tiene una gran importancia ya que considero fundamental buscar talento y no tanto empleados.

Recuerdo un proceso de selección para el área de Marketing donde quedó finalista un candidato que tenía mucho potencial. Estuvo todo el proceso de selección bastante dudoso. No parecía estar especialmente interesado en cambiar pero seguía acudiendo a las entrevistas hasta que le hicimos una oferta que “no podía rechazar”.

Y la rechazó. Las condiciones eran claramente mejores que las que tenía en ese momento en su empresa y aún así dijo que no quería trabajar para nosotros.

Si bien es cierto que sus dudas habían asomado a lo largo del proceso de selección me sorprendió su decisión final ya que pensaba que posiblemente cuando viese la oferta que le íbamos a hacer, sus dudas se disiparían.

Ante su respuesta quise saber cuál era el motivo ya que se había mostrado interesado en continuar adelante en el proceso de selección. Y su respuesta me dejó sin palabras (y eso no suele ser fácil en mi caso ;-): he estado buscando información sobre vosotros, sobre vuestra empresa, vuestra cultura y vuestra manera de tratar a la gente. He consultado con amigos y conocidos que os conocen y no hablan especialmente bien de vosotros. No quiero trabajar para vosotros”. Lo tenía tan claro que me dejó sin ningún argumento para poder rebatirle porque en el fondo yo sabía que lo que me estaba diciendo era verdad. Y en esos casos es preferible no tratar de convencer nadie de lo que ni siquiera yo misma estaba.

Las empresas ya NO tienen el poder

Lo cierto es que las empresas no están muy acostumbradas a que los candidatos les digan que no quieren trabajar con ellos. Y no estoy hablando de casos en lo que la empresa ofrece es claramente inferior a tus condiciones actuales, lo cual podría ser lógico en cierto modo si se rechazase, sino de situaciones en las que el candidato dice claramente que no quiere vincularse a una determinada organización por una serie de motivos como puede ser la imagen de ésta o su cultura corporativa.

¿De qué estamos hablando en el fondo?

De algo tan sencillo y a la vez tan difícil como es la coherencia y los valores que muchas organizaciones muestran quieran o no. Porque en un mundo tan hiperconectado como el actual, por mucho que te empeñes en tratar de esconder determinados aspectos poco amables de tu organización, surgirán personas que estarán dispuestas a compartirlo con todo el planeta gracias a las redes sociales, con lo que tus esfuerzos serán más que inútiles.

Todavía hoy se nos antoja casi imposible que haya candidatos que rechacen una determinada oferta de trabajo. Teniendo en cuenta la escasez de empleo que hay en estos empleos casi resulta un sacrilegio o un lujo que muchos no pueden permitirse el poder decir que no a un puesto de trabajo y un salario.

Y sin embargo cada vez más estoy viendo cómo los candidatos se interesan por conocer aspectos organizativos, de clima laboral y de desarrollo profesional de la organización para la que están postulando.

El salario importa pero la necesidad de poder sentirse parte de algo más y de saber que el trabajo de la persona importa y mucho en la organización, empieza a ganar enteros a la hora de que los candidatos se decidan por trabajar en una empresa y no en otra.

Parece mentira cómo las empresas todavía le otorgan tan poco poder a su employer branding, o su imagen como empleadora cuando la realidad es que tiene un peso muy importante a la hora de atraer talento.

employer branding

Es por ello que he querido reunir en este post las 3 principales razones por las que los candidatos y/o potenciales colaboradores suelen tomar la decisión de NO trabajar en una empresa, y que no son precisamente económicas:

  1. No me mientas: un viejo dicho español dice que “se pilla antes a un mentiroso que a un cojo”. Y como sabiduría popular que es, no está exenta de razón. Hay empresas que tienen por norma mentir descaradamente en los procesos de selección. Te mienten sobre tus posibiliades reales de desarrollo profesional, sobre tus condiciones laborales o sobre aspectos relacionados con el puesto de trabajo. Lo que parecía de color rosa en el proceso de selección, pasa a ser gris e incluso negro. El problema es que posiblemente ya has dejado tu puesto anterior y no siempre es posible poder volver con lo que no te queda otra que tragar y esperar a que salga algo mejor. Esa situación hace unos años tenía más opciones de quedarse en un ámbito reducido. Sin embargo, hoy en día y gracias a las redes solo necesitamos publicarlo a través de un perfil en una red social para que mucha gente conozca  todos esos aspectos. Las empresas necesitan cuidar, y mucho, su imagen y que ésta sea lo más coherente con la realidad.
  2. No me ofrezcas dinero; dame oportunidades para crecer: el salario cada vez más está dejando de tener la importancia vital de unos años atrás y los candidatos empiezan a pedir otro tipo de contraprestaciones. No se trata de cambiar dinero por trabajo, como ha sido lo habitual durante muchos años, sino un intercambio en igualdad de condiciones para las dos partes: yo te “presto” mi talento y tú me ofreces oportunidades para desarrollarme profesionalmente. En algún post ya he comentado que las empresas no dejan de ser meras usuarias temporales de talento. Cuánto tiempo se quede una persona en la empresa dependerá de las oportunidades que tú estés dispuesto a ofrecerle para poder seguir creciendo. Si como empresa no estás dispuesto a valorar este tipo de necesidades, verás como tus mejores colaboradores desfilarán por la puerta de salida buscando un sitio donde se valore su talento. Y hay muchas empresas dispuestas en estos momentos a acoger a este tipo de personas, conocedoras como son del nivel de insatisfacción que existe.
  3. No me trates como a un empleado; trátame como si fuese tu mejor cliente: algo que no entenderé por mucho tiempo que pase es cómo es posible que las empresas hagan tantos esfuerzos por fidelizar a sus clientes y tan pocos para conseguir “enamorar” a sus colaboradores. Tampoco hay tanta diferencia en el fondo: los dos te consiguen ingresos y hacen que tu empresa siga creciendo.

¿Por qué nos empeñamos en maltratar y ahuyentar el talento de nuestras organizaciones?

Isabel Iglesias

banner post UA isabel

Anuncios

65 thoughts on “3 razones por las que NO trabajaré en tu empresa

  1. Acabas de describir el 90% de las empresas españolas que conozco,y no son pocas. Añadiría a esas que mienten aquellas que ponene carteles motivadores por todas las paredes de su oficina, carteles cuyas frases recuerdan tristemente a aquél “El trabajo os hará libres” de Auswitz y que es muy indicativo de cómo se trabaja en las empresas.

    Claro,que más me sorprende haber llegado a este artículo a través de linkedin,gracias a que una de esas empreas lo ha compartido.

    Me gusta

    1. Gracias pataleos digitales por tu comentario.
      Lo cierto es que sí hay empresas que quieren cambiar esa manera de trabajar así como la imagen que se tiene de ellas. Y no es solo postureo sino que hay un trasfondo muy importante debajo que les ha hecho cambiar de forma radical su forma de pensar: no son capces de poder atraer talento y eso es un problema muy serio hoy en día.
      Estoy convencida de que cada vez más veremos a las empresas hacer esta transición hacia políticas mucho más volcadas en las personas que no sea solo una imagen de cara a la galería.
      Isabel

      Me gusta

  2. Estoy muy de acuerdo contigo.
    En una vida anterior pasé por una empresa así. Su cultura de empresa propiciaba el maltrato a los trabajadores temporales. Me ofrecieron renovar mi contrato temporal y pedí el finiquito para irme al paro. Estando en el paro me llamaron para que les sacara de un apuro y se ofrecieron a pagarme ese favor; les respondí que no tenían suficiente dinero para pagarme. En aquel momento pudo parecer un farol pero, pasados los años, me alegro de no haberme vendido por un plato de lentejas. Por desgracia no todos los trabajadores pueden permitirse actuar así con sus empresas pero los directivos que no cuidan a sus trabajadores deben saber que están condenados al fracaso.
    Las discrepancias con la ética de empresa son la principal causa que me han movido a cambios de proyecto laboral.
    Saludos

    Me gusta

  3. Hola, muy buen artículo, te felicito. Yo soy una persona que me desarrolle cuando joven en una empresa del sector Banca y Finanzas, muchos años de mi vida los trabaje ahí, y me trataron como un verdadero valor dandome muchas oportunidades tanto laborales, como educativas, algunas de las cuales no supe aprovechar y de las que estoy arrepentido. Hasta hoy en día he defendido y seguire defendiendo a esos jefes que tuve, algunos de ellos ya muertos, y todabía mantengo contacto con algunos de ellos. Mantuvimos a esa empresa por muchos años, en los primeros lugares. Lamentablemente llego la Banca Española y compro la mayoría del poder accionario, que vendio uno de sus accionistas, por su situación económica, y cambio todo de forma muy rapida. La empresa paso del primer puesto a un quinto lugar hoy en día. Yo tengo hijos, que estan trabajando en España, y siempre les digo, que la fidelización de la empresa con los empleados, no existe aquí, no se en los demas países, y por lo tanto hay que buscar mejorar su carrera profesional, buscando nuevos horizontes, pero siempre dejando buenos recuerdos, y principalmente su valia como profesional, en las empresas que ha estado.

    Me gusta

    1. Totalmente de acuerdo contigo José.
      Si las empresas no son capaces de fidelizar a sus colaboradores no pueden pretender pedirnos fidelidad abosluta.
      Eso es algo que se gana con el tiempo y sobre todo con acciones y no con palabras huecas.
      Saludos
      Isabel

      Me gusta

  4. Una multinacional de la informática sufre un grave incidente, en el cual, su servidor principal deja de funcionar y, con ello, todos los servicios de la firma a nivel mundial, quedando millones de clientes sin servicio. La directiva de la empresa se reúne con urgencia para decidir qué hacer. Deciden que el mejor ingeniero informático del planeta viaje miles de kilómetros hasta la sede de la multinacional y solucione el problema. El mirlo blanco se presenta en la empresa, mira el servidor atentamente, coge un destornillador, se acerca y aprieta un tornillo. Repentinamente, todas las luces del servidor se iluminan y todo comienza a funcionar de nuevo. La directiva agradecida se despide del ingeniero quedando en que éste les enviase la factura lo antes posible.
    Unos días más tarde, la empresa recibe la factura en la cual se podía leer, Total 10.002 €. + gastos viaje
    La empresa envía un e-mail al ingeniero pidiéndole un desglose de los servicios para saber el porqué debían abonar tanto dinero por apretar un tornillo.
    Días después, la respuesta del ingeniero es la siguiente:
    _ Apretar tornillo………2 €
    _ Saber qué tornilllo apretar…….10000€.

    Moraleja: El talento se reconoce, se mima y se promociona. Pagar el talento es una inversión.

    Enhorabuena por tu post Isabel

    Me gusta

  5. Hola Isabel, primera vez que me tropiezo con tu Blog, excelente por cierto.
    Muy buenas las tres reflexiones que haces, me quedo con las tres, pero he sufrido más con la tercera.
    Como directivo de capital humano que fui, me costó mucho trabajo hacer entender a mis colegas,(a veces lo logr’e, otras veces, no tanto) que lo más importante son las personas que dirigimos, incluso más que los clientes externos, que los recursos materiales , que los financieros. Si no logramos colaboradores comprometidos, que se sientan reconocidos por sus aportes, cómo vamos a lograr que esas mismas personas traten bien a los clientes para que sigan si’endolos y que est’en satisfechos.
    saludos y en un futuro me gustaría colaborar contigo y con tu blog.

    Me gusta

    1. Muchas gracias Juan Carlos por tus palabras.
      Un lujo poder tener a un profesional del otro lado del charco en mi blog.
      Estoy segura que a muchas personas les resultará muy útil tu dilatada experiencia en la gestión de personas.
      Gracias por pasarte y seguimos en contacto.
      Isabel

      Me gusta

  6. Buenas tardes Isabel
    En primer te deseo feliz 2016 con muchos exitos personales y profesionales.
    En segundo lugar muy interesante tu articulo y experiencia, pero volvemos a lo mismo, hay empresas de champion y del monton y lo mismo pasa con los empleados.
    Hablas del talento, valor cada dia mas demandado por alguanas empresas que son las que se “comen el mundo” y el profesional talentoso que aporta valor añadido a la corporacion (en este caso no me gusta llamarle empleado) que puede escoger para desarrollar su carrera profesional en el mundo mundial. Sigo sin ver muchas empresas de las primeras en España y de los segundos sigo viendo a muchos que se van fuera porque lo que quieren no lo encuentran aqui.
    Me alegraria mucho que el 50 % de RRHH de este pais pensara lo mismo que tu e intentase cambiar la organizacion desde dentro.
    Un abrazo
    Isidoro

    Me gusta

    1. Feliz Año Isidoro y bienvenido de nuevo a mi blog.
      Sé que hay empresas de primera división y otras de undécima, si me apuras. Pero no voy a cejar en mi objetivo de arrojar luz y hablar sin pelos en la lengua de este tipo de situaciones.
      Creo que es importante que se genere un cierto espíritu crítico con estas situaciones y que la gente vaya perdiendo el miedo a llamar a las cosas por su nombre.
      Gracias
      Isabel

      Me gusta

  7. Buenos días, Isabel. Te felicito por el excelente post, que destapa una gran verdad oculta, que no sólo mienten algunos candidatos en sus curriculum, también algunas empresas mienten a los candidatos cuando los contratan, y todo pasa factura en esta vida, porque hay quien no dudará a la hora de airear esas miserias en las redes sociales, como aviso para navegantes… Las personas podemos y debemos
    elegir dónde no queremos trabajar.

    Me gusta

    1. Gracias María José por tus palabras.
      Sé que es un tema controvertido que parece que casi nadie se atrave a tocar.
      Es algo que veo con mucha frecuencia cuando entrevisto a candidatos y que yo misma he vivido en primera persona.
      A mi también me han mentido y me han vendido una imagen que no era real de la empresa. Y como consecuencia de eso hace algún tiempo tomé una decisión muy poco afortunada. Al final todas esas experiencias sirven para que podamos estar más alertas y tener un juicio crítico.
      Nadie vende acorazados a duro!
      Gracias
      Isabel

      Me gusta

  8. Me he sentido identificado con el primer punto. En la entrevista, me vendieron la moto en cuanto a salario y beneficios económicos y especialmente, sobre las condiciones laborales. Eso ha hecho que me cueste la vida motivarme cada día para ir a un puesto de trabajo y a una empresa que cada vez detesto más y que la relación con mi jefe no sea buena. Me cabrea mucho porque me equivoqué al tomar la decisión gracias a las mentiras. Solo me queda intentar aguantar (mejor este trabajo que el desempleo, aunque me está afectando mentalmente bastante) hasta que salga cualquier otra cosa (estoy a ese punto que cogería cualquier otro tipo de empleo con tal de salir de ahí). No entiendo por qué me tuvo que mentir, habiendo otros candidatos que optaban al puesto (cuando me llamaron, tenían más de 600 candidatos). Y yo solo eché el cv sin intención de irme. No esperaba que me llamaran y en caso afirmativo, solo quería saber lo que ofrecía la principal competencia de mi ex empresa. Pero en la entrevista me lo pintaron tan increíblemente bien que no me lo podía creer.

    Me gusta

    1. Vaya! siento mucho tu experiencia.
      Si te sirve de algo, a mñi también me ha pasado.
      De hecho aguanté 3 meses hasta que afortunadamente me despidieron. El mejor favor que me pudieron hacer.
      Entiendo perfectamente lo que cuentas. A los pocos días ya me estaba arrepintiendo de haberme ido de mi anterior empresa pero no quedaba otra que aguantar y esperar.
      Afortunadamente ahora hay mucha más información para poder saber qué pasa en realidad en una empresa.
      Mucho ánimo y espero que dentro de poco puedas escribirme diciéndome que has podido irte.
      Isabel

      Me gusta

  9. Hola Isabel , tu artículo me ha proporcionado el mejor tema para poderlo compartir en una entrevista de trabajo que tengo el Lunes 28, de hecho hasta hace pocas horas me preguntaba como podría explicarles a mis futuros empleadores el hecho de salir de una excelente empresa, donde los sueldos superan el mercado en mi país(Perú), y justamente diste en el clavo.

    Me gusta

  10. Isabel, ¿Cuantas veces te ha pasado esto en tus años de experiencia como para hacer una afirmación tan categórica como “Las Empresas ya no tienen el Poder”?

    Supongo que bastantes, no?

    Me gusta

    1. Hola khanbaliq:
      La afirmación no solo se basa en el hecho en sí de que un candidato rechace una oferta.Si lees el post completo verás que hay otros datos más que apoyan mi afirmación. Y claro está, hay muchas empresas y personas que siguen considerando que el poder lo tienen ellas y no los candidatos. ahora bien, todo es cuestión de tiempo y de que los candidatos empiecen a valorar sus opciones. Seguir pensando que las empresas tienen el poder es agarrarse a una idea que solo va a ir en contra de la propia supervivencia de laso organizaciones.
      Gracias por pasarte por el blog.
      Isabel

      Me gusta

  11. Muy buen post… adecuado en tiempos de gran movilidad laboral e inestabilidad del mercado. Lo que me queda – luego de la lectura – es una invitación a que desarrollamos nuestro propia empresa, nuestro propio negocio y desarrollemos ahí el talento que nuestro empleador no esta dispuesto a sostener.
    Les aseguro que los clientes finales – valoraran en cifras la integración – privilegiando nuestros servicios y productos potenciando nuestro negocio.

    Saludos
    r.arancibia
    http://www.elementalenergy.cl

    Me gusta

    1. Gracias Renzo!
      Es una buena opción lo de crear tu propia empresa. De hecho yo he optado por ello.
      No creo que sea ni mejor ni peor, simplemente es una decisión que cada uno necesitamos tomar: dónde queremos desarrollar nuestro talento.
      Gracias por pasarte por el blog.
      Saludos
      Isabel

      Me gusta

  12. Isabel, afortunadamente lo que indicas en tu articulo ya no es una UTOPIA .Tu articulo es bueno y provoca recapacitación , a mi me surge una pregunta . ¿ Cual es el motivo principal por el cual algunos directivos no premian el talento? Existen compañías que fomentan el talento y cuidan bien a sus empleados , pero a menudo este propósito se ve interrumpido no valorado o incluso tratan de esconder esa idea genial que luego meses después suele aparecer en el despacho de alguien.
    No será motivado a la inseguridad????, al miedo??? ……. Por que ?????? Demasiadas preguntas verdad ?? seguro que muchos tenemos las respuestas.
    Un fuerte abrazo y excelente diferencia .
    jcv

    Me gusta

    1. Ojalá tuviese respuesta para ello pero no la tengo. Supongo que será un compendio de muchas coas: resistencia al cambio, miedo a perder el control, envidias, falta de habilidades…
      Lo cierto es que el directivo de la vieja escuela se irá quedando atrás ya que, le guste o no, vendrán otras personas con más capacidad y, al fin y al cabo, las empresas no son tontas: quieren tener a los mejores en sus filas.
      Gracias por pasarte por el blog.
      Isabel

      Me gusta

  13. Me ha parecido muy bien los comentarios que habéis hecho y eso me recuerda a una universidad privada a distancia que proclama a los cuatro vientos su maravilloso trato a los trabajadores, pero cuando está dentro te das cuenta que todo es pura ficción.

    Me gusta

  14. Excelente artículo Isabel. Solo quisiera aportar que las empresas la hacen las personas que la integran, y por lo mismo, es válido pensar que conforme es la empresa, son sus directivos y empleados. Es imposible encontrar alguna carta de valores que diga que la empresa miente, desmotiva y no fomenta el crecimiento de sus empleados. Lo anterior implica que es solo falta de consecuencia de los empleados y su carta de valores.
    Lo anterior también puede ser visto por el lado de las personas, donde los valores que predican, o los que se ajusten al modelo de profesional ideal, no coinciden con sus acciones…..

    Me gusta

  15. Muy bueno el post. Sumamente realista. Es frecuente encontrar empresas cuya cultura organizacional esta enfocada fuertemente hacia lo que se ofrece en carácter remunerativo sin pensar en el verdadero valor del talento y las necesidades y expectativas de quienes allí trabajan. A pesar de la continua evolucion de las empresas en el tratamiento del área de Recurso Humanos, aún veo grandes multinacionales que tienen una altísima rotación de empleados con un maltrato inconcebible, con gran desvalorización de las personas. Por suerte los profesionales calificados han desarrollado un sentido de autovaloración que les otorga una visión mas clara y objetiva de la realidad, permitiendoles elegir las mejores opciones.
    Felicitaciones por el post. Saludos cordiales.

    Me gusta

  16. Exelente articulo, me enganche con uno anterior llamado “el entrevistador” y este me parecio muy bueno aunque……estamos en Argentina……..las reglas del juego no son claras a veces en algunas empresas.Aqui mas del 60% de los empleados son estatales y quedan pocas empresas,cada vez son con menor cantidad de personal.Ojala venga un cambio de cultura tanto del trabajador como la empresa .Lo dudo, tengo 79 años, fui un docente privilegiado y aun despues de 4,5 años y 59 de aportes no he podido jubilarme , eso habla de la inhoperancia de los empleados estatales que contamos con muchos beneficios y sobre todo seguridad laboral donde bo se asciende por idoneidad sino por a veces por obsecuencia y oras cosas que en otros paises seria imposible.Debe cambiar la cultura del trabajo y eso va a llevar déadas.

    Me gusta

    1. Muchas gracias Rubén por tus palabras.
      Me siento muy halagada viniendo de una persona con una experiencia profesional tan larga y dilatada como es tyu caso.
      Por lo que puedo ver en la tele y a través de las redes sociales, Argentina lleva ya un tiempo viviendo unos momentos bastante convulsos. La situación política ha hecho que muchos aspectos se vean afectados.
      Cambiar la forma de pensar de varias generaciones es difícil con lo que te doy la razón en que no va a ser una tarea fácil.
      Todo mi ánimo desde aquí!
      Feliz Año!
      Isabel

      Me gusta

  17. Excelente artículo Isabel. Es la primera vez que te leo, pero sin dudas, has abordado un tema bien interesante que, en definitive, hace a la sustentabilidad de las organizaciones. Lo que más me impactó fue el punto 3 y me hizo acordar a un artículo de Claus Moller que leí en una revista de management hace muchos años que sugería algo así, aunque no recuerdo si con las mismas palabras: “pon a tus empleados en primer lugar y ellos harán lo mismo con tus clientes”. Excelente y gracias por compartirlo, Graciela

    Me gusta

  18. Si fuera por dinero yo me hubiera ido de mi empresa hace años. No señores, no todo es el dinero, a no ser que estés muy achuchado.
    Me parece increible las cosas que estoy leyendo aqui…en serio ¿ sois españoles ?, porque estos pensamientos no pegan ni con cola en este país ( desgraciadamente ). Y si es cierto que esto es así, bienvenidos.
    Pero si, a mi alguna vez me han preguntado sobre mi empresa, y no me he cortado un pelo en llamar a las cosas por su nombre. Dependiendo del departamento en el que caigas, puede ser el cielo o el mismo infierno.
    Sobre el clima de trabajo, yo lo tengo super claro. Al principio me costó, pero después de varios años he visto que ha dado sus frutos:
    .- No hablar mal de la gente, puedes lanzar algún comentario y tal…pero que no llegue a la fijación.
    .- Eres un professional y como tal así tienes que actuar, he trabajado con gente que me cae fatal y que parece que las siglas H y P las inventaron para ellos, pero aún así, yo les trato con toda la profesionalidad que se merecen.
    ¿Porqué?,
    No soy su amigo, ni su hermano, ni duermo bajo el mismo techo. Pero el trabajo es el trabajo, y si me pregunta o tengo que ayudar, a mi me pagan por eso sea quien sea. Me caiga bien mal o regular.
    Pero en este país la gente es incapaz de hacer eso, está incrustada la cultura de tú me ayudas, yo te ayudo y se lleva siempre a lo personal. Si no eres mi amigo no te ayudo.

    Tienen que cambiar tantas cosas en la mente de la gente.

    Me gusta

    1. Gracias Aitor por pasarte por el blog.
      No puedo estar más de acuerdo contigo.
      Tienen que cambiar todavía muchas cosas en este país, y no solo en la filosofía de las empresas sino en la forma que algunos personajillos se comportan en las empresas. La cultura de las organizaciones la creamos entre todos: unos por hacer y otros por dejar hacer.
      Saludos
      Isabel

      Me gusta

  19. Gran articulo, me gusta mucho, no todo iba a ser dinero, mentiras y rock and roll pasando me mi, el formar parte de algo grande ayuda, y poder explotar todo el talento de uno es un gran plus… desgraciadamente no siempre es así por eso me encantan esas razones..

    – No me mientas.
    – No me ofrezcas dinero; dame oportunidades para crecer.
    – No me trates como a un empleado; trátame como si fuese tu mejor cliente.

    Me gusta

    1. A ver, eso de que el salario no importa no es cierto. Es mas yo me he ido a trabajar fuera de Espania por este tema.

      Cuando me ofrecian el sueldo que cobraba en el anio 2000, estando en el 2014. Cuando veias que las empresas prefieren pagar salarios mas bajos que los que tu cobras te das cuenta que en Espania hay algo que falta y que por lo menos en mi sector IT es clave.

      En Espania el tema de la calidad se la pasan por el forro, lo que importa es el coste de las cosas y esa es la clave. Cuando llegas a un pais como Reino Unido y ves que contratan a gente con mas de 50 anios, para un puesto que en Espania con 30 o 35 ya vas pasado de rosca, cobrando aqui 3 veces o 4 veces mas que en Espania, es porque lo que quieren es calidad y no solo miran el coste de las cosas.

      En Espania con 50 anios te quedas en el paro siendo ingeniero y estas muerto.

      Todo esto sin entrar en tema de horarios, etc.

      Lo mas gracioso es que todo el mundo dice que hay que trabajar como en el resto de Europa, pero luego todos los que lo dicen no lo hacen.

      Espania sera un pais de chiste en cuanto a condiciones laborales siempre, solo hay que salir fuera para ver lo que es trabajar bien, que te traten bien, ganar dinero de verdad, ….

      Perdon por los acentos, etc. que el telclado es ingles. Es la unica pega que le encuentro a mi trabajo actual que no tengo la letra enie en el teclado

      Me gusta

      1. Hola Jaime:
        Cuando he empezado a leer tu comentario me he imaginado que estabas fuera de España por lo de la ñ, así que no hay nada que disculpar.
        Tienes toda la razón. España es un poco de chiste con lo de las condiciones laborales.
        Parece que se empiecen a ver ciertos cambios, todavía muy tímidos es verdad, pero algunas están dándose cuenta que no se puede seguir exprimiendo de esa manera a la gente porque entonces que quedas con lo que nadie quiere.
        Lamento mucho la situación por la que muchos estáis pasando. Supongo que tomar la decisión de irte de tu país sin saber cuándo vas a poder volver es algo muy duro.
        Gracias por pasarte por el blog.
        Isabel

        Me gusta

  20. El otro día charlando con un compañero de trabajo me comentó que cuando está buscando trabajo y le llaman de ciertas empresas, que sabe de buena tinta que no cuidan a sus empleados, cuando le preguntan ¿En que banda salarial estás? suele aplicarles una prima y dice un 20% más.
    Yo me pregunto si hay algún culpable de esas cosas, no creo que los directivos tengan la culpa ni puedan evitarlo.
    ¿Se puede evitar el mal clima en una empresa ó es algo que simplemente aparece?

    Me gusta

    1. Qué bueno “A saber”. Me parece una estrategia muy buena. Yo hago lo mismo cuando no quiero trabajar con un cliente: le incremento el precio a sabiendas que me van a decir que no porque esto es algo que también sucede cuando trabajas como freelance: hay empresas con las que no quieres trabajar y no te queda otra que decirles que no de forma elegante.
      Claro que hay formas de evitr el mal clima! Lo principal es voluntad para querer cambair y eso requiere de valentía que muchas empresas no tienen.
      Gracias por pasarte de nuevo por el blog.
      Isabel

      Me gusta

  21. Es muy bueno….. definitivamente. Este candidato, antes de decir que no (considerando que la oferta económica fue muy buena), debe haber tenido bastantes dudas. Igual, primó su carrera profesional y “su ambiente ideal de trabajo”, ante lo económico.
    Es un caso atípico por donde se lo mire. Pero esto marca, que las cosas van cambiando. Antes, sólo definía la empresa. Ahora, de a poco, el candidato también elige/decide.

    Porque dime la verdad Isabel, ante esa respuesta (y viéndote a tí como “empresa”), no te dieron ganas de pagarle un poco más y que ese recurso se quede a jugar de tu lado?

    Saludos.

    Me gusta

    1. Hola Darío:
      Pues te voy a ser muy sincera: sabía lo que había y en el fondo me alegré que dijese que no porque yo era la primera que me quería ir.
      Posiblemente en otra empresa habría tratado de subir la oferta porque pensaría que merecía la pena pero en ese caso concreto que cuento me sabía muy mal venderle algo que no era del todo real.
      El candidato se había informado y muy bien. No quise hacer más. Esa es la verdad.
      Gracias por pasarte por el blog.
      Isabel

      Me gusta

  22. Totalmente de acuerdo contigo Isabel…cuando una empresa trata mal a sus empleados de crea una cultura sobre ella y sólo pasan por ella candidatos con la idea de “trabajar allí y aguantar hasta que salga otra oferta”… es curioso también las ofertas de trabajo que publican grandes portales de selección , la semana pasada eche un vistazo y en varias ofertas de empleo pedían cosas como : buscamos un candidato que aguante la incertidumbre… (muy bueno este comentario. ..echa para atrás nada más verlo)…otras piden candidatos que aguantes estres, es más común…y ya las que me matan con las que ofrecen un contrato a 12 horas semanales y con disponibilidad horaria total…¿qué nos están contando ??? Dentro de esos comentarios se olvidan de añadir la realidad : no vas a tener vacaciones en todo el año, tu contrato es un fraude de ley,vas a trabajar 12 horas diarias sin remunerar las extras, reconocimiento profesional ni lo sueñes xq si estas muy formado ni te hacemos entrevista …etc…muy triste…yo soy recursos humanos pero en muchas empresas hay departamento a dé recursos inhumanos donde se valora el peloteo y no es trabajo de las personas…muy triste

    Me gusta

    1. Hola Sonia:
      Lo que me cuentas lo veo a diario y es de juzgado de guardia.
      Lo que no me explico es cómo es posible que todavía consigan candidatos con ese tipo de estratagemas.
      Supongo que siempre que haya necesidad habrá alguien dispuesto porque no le quede más remedio a aceptar esas condiciones leoninas.
      Me alegro que pienses de esa manera, especialmente viniendo del sector de los RRHH.
      Gracias por pasarte por el blog.
      Isabel

      Me gusta

  23. Hola.
    Excelente post.
    En mi vida profesional he tenido la suerte de poder desechar propuestas laborales muy bien pagadas, pero con una carga emocional muy alta, dada la mala reputación.
    Si hay posibilidad, hay que informarse muy bien de la empresa que ofrece el puesto.
    La queja en RRSS y foros, me parece perfecta, vivimos en un mundo 2.0 ya casi 3.0 donde hay que ser atractivo en los aspectos laborales, para poder tener acopio de talento.
    He conocido y trabajado en empresas con bastante rotación laboral y ya no existen. No quiero decir que todas las empresas tienen que ser como Google, pero los tiempos de antaño, donde los trabajadores solo somos recursos, como una mesa, coche.. se han acabado.

    Me gusta

    1. Gracias Juan por pasarte por el blog.
      No puedo estar más de acuerdo contigo! me parece fundamental que las empresas empiecen a hacer un ejercicio de humildad importante. La gente dispone hoy en día de tal cantidad de información que puedo asegurarte que en los procesos de selección los candidatos me dicen abiertamente que no quieren trabajar con determinadas empresas porque saben cuál es la fama y el trato que dispensan a sus empleados.
      Como tú dices, a medida que vayan cayendo, otras se darán cuenta que no queda más remedio que cambiar su gestión de personas.

      Isabel

      Me gusta

  24. Excelente post Isabel.Y me parece igualmente excelente la respuesta de ese candidato, es algo similar a algo que yo he exoerimentado de cerca, me refiero a cuando cambias de empresa y te encuentras con comentarios del tipo: claro, te vas porque te pagan más. Es un recurso pobre el aferrarse a cualquier elemento externo para no reconocer que a lo mejor no estás sabiendo cuidar a tu activo humano como debes. Creo que vivimos en un momento en el que, probablemente por la coyuntura, adolecemos de demasiado exceso de ego empresarial y que enfrentarse a respuestas como la que este candidato te dió nos debería obligar a hacer un ejercicio de humildad y autocrítica. Excelente post, como siempre. Un abrazo.

    Me gusta

    1. Muchísimas gracias Eva por pasarte por el blog y por compartir con todos tu experiencia. Es cierto lo que comentas, hay empresas que su propio ego no les permite poder aceptar que un candidato les diga “no” ya que consideran que es inaceptable. Eso fue lo que de alguna manera pasó en la empresa que trabajaba: al final terminaron por decir que el proceso de selección no se había llevado de forma correcta o que el candidato no sería tan bueno.
      En fin, a algunas empresas les queda un largo camino por delante.
      Gracias amiga!
      Isabel

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s