LinkedIn NO es un currículum

Hace unos días recibí un mensaje una persona que me comentaba que llevaba un tiempo buscando empleo y que no había obtenido buenos resultados. Me pedía que revisases su perfil de LinkedIn por si había algo que no estaba funcionando bien y que ella desconociese.

Al revisar su perfil detecté que este era extremadamente escueto y estaba muy poco desarrollado.

Al mencionárselo a la persona que me solicitó ayuda, su respuesta me dejó anonada: había hecho un curso de búsqueda de empleo y la persona que lo impartía le había dicho que su perfil de LinkedIn tenía que ser igual que su currículum; es decir, debía de olvidarse de desarrollar en condiciones los apartados más relevantes de LinkedIn y hacer un copia pega de lo que ya tenía en su currículum para incorporarlo a su perfil en LinkedIn.

La verdad, se me cae el alma a los pies cuando me cuentan estas cosas.

Me indigno y me enervo cuando veo que hay “profesionales” que supuestamente se dedican a asesorar u orientar a personas que están en búsqueda activa de empleo y ni siquiera son capaces de poder hacer bien su trabajo o de conocer en profundidad las principales herramientas para poder ofrecer un asesoramiento de calidad y que ayude de verdad.

Me parece muy poco profesional que haya personas que más que ayudar están confundiendo más si cabe a quienes están buscando trabajo.

Lo cierto es que a raíz de esa consulta he recibido unas cuantas más sobre este mismo tema y es lo que me ha animado a escribir un post con el objetivo de hablar sobre las diferencias entre un currículum y un perfil de LinkedIn, que son muchas por otro lado.

Lo que es y lo que NO es un currículum

Un currículum es un documento que muestra nuestra trayectoria profesional así como formación académica con una serie de características que se han ido poniendo más o menos de moda según los tiempos:

  • Extensión: ya hace mucho tiempo que las empresas han dejado muy claro que un curriculum que se extienda más allá de dos páginas, es un dolor de cabeza muy grande. Básicamente porque el volumen de currículum que se suele recibir hoy en día es muy elevado y no suele haber mucho tiempo para leer. Ahora bien y para ser sinceros, no sé cómo puedo contar de una manera adecuada quién soy en tan solo dos páginas. Me cuesta aceptar que debo sacrificar información sobre mi trayectoria profesional para poder encontrar trabajo.
  • Formato: los orientadores laborales y demás personas que se dedican a asesorar a personas en situación de búsqueda de empleo suelen aconsejar que el currículum tenga un determinado formato así como un tipo de letra muy determinado, un interlineado específico, una serie de colores que están bien aceptados, la colocación de los diferentes bloques del currículum de una determinada manera… En el fondo, todo esto ha sido como consecuencia de lo que los entrevistadores suelen expresar que les gusta ver o no en los currículum. Pero la realidad es que hay tantos curriculum válidos como personas que los leen y no me atrevo a decir que haya un formato que sea “perfecto”.
  • El currículum muestra lo que tú dices que haces pero no lo que en realidad haces: me resulta bastante complicado poder mostrar en un trozo de papel o en un pdf cuáles son mis habilidades o destrezas ya que quien lo lee hace más un acto de fe que otra cosa. ¿Acaso alguien tiene que creer que sé trabajar en equipo por el simple hecho de que lo pongo en el currículum?
  • Además es un documento estático que requiere de continuos cambios si quieres tenerlo al día. El problema es cuando entregamos un currículum y a los 6 meses sabemos que lo que hay en él está en cierta manera desactualizado. ¿A alguien se le pasa por la cabeza que pueda realmente ayudarnos una herramienta que difícilmente mostrará quiénes somos pasado un tiempo?
LinkedIn curriculum
Designed by Freepik

Lo que SÍ es tu perfil de LinkedIn y lo que puede hacer por tu búsqueda de empleo

  • Tu perfil de Linkedin es tu tarjeta de presentación como profesional: está abierto las 24 horas del día, los 365 días del año y muestra lo que eres de manera actualizada siempre y cuando le dediques un poco de tiempo en tenerlo al día. Además es accesible por cualquier persona y/o empresa, desde cualquier lugar del mundo y solo hace falta una conexión a internet para poder ver quién eres.
  • Tu perfil de LinkedIn muestra lo que sabes hacer y no solo que tú dices que haces: al contrario que en el caso del currículum, el perfil de LinkedIn nos permite poder adjuntar enlaces a páginas webs, blogs, portafolio, presentaciones, documentos de word…. de tal manera que cualquier persona que lo visite podrá tener una imagen muy ajustada sobre quiénes somos y cuáles son nuestros conocimientos completamente actualizados. Todo ello, claro está, si nos planteamos nuestro perfil como una herramienta que necesita que todos los días le dediquemos un poco de tiempo para poder reflejar nuestro perfil profesional. En definitiva de lo que se trata es de poder ofrecer información sobre quiénes somos a nivel profesional en un único espacio, sin necesidad de que quienes visitan nuestro perfil tengan que acceder a diferentes espacios en busca de más información sobre nosotros.
  • Tu perfil de LinkedIn habla de ti, de tu marca personal, si quieres: uno de los aspectos que más me gustan de LinkedIn es la posibilidad de poder leer contenido de valor de mis contactos así como de generar debates donde todos podamos aprender. Si tu planteamiento de LinkedIn es SOLO el de estar consumiendo contenido sin generar, estarás perdiendo uno de los aspectos más potentes que tiene esta red y que es la de poder generar visibilidad sobre tu perfil. Y no solo eso: tu perfil de LinkedIn, mediante la interacción que mantienes con otras personas en la red, habla de tus valores, tus ideas, creencias y opiniones que no dejan de ser un fiel reflejo de tu marca personal como profesional.
  • Tu perfil de LinkedIn te ayuda a generar una red de contactos: y hasta donde yo sé un currículum jamás podrá ayudarte en esa tarea. Es por ello que junto con la aportación de valor, la red de contactos es otro de los mayores atractivos que puede tener tu perfil de LinkedIn. Para ello es fundamental poder tener un perfil atractivo y elegir a quién queremos tener en nuestra red, evitando coleccionar contactos como quien colecciona cromos.

¿Y a ti, se te ocurren más diferencias entre un currículum y el perfil de LinkedIn?

Isabel Iglesias

 

 

 

 

 

Anuncios

13 thoughts on “LinkedIn NO es un currículum

  1. Gracias Isabel por tu aportación sobre este tema ya que últimamente creo que no se capta la función y objetivo de un perfil en linkedin.
    Como siempre lo has explicado y desarrollado como tú sabes: alto y claro;)

    Gracias

    Me gusta

  2. Correcto; Currículum: 2 páginas, claro y conciso. Linkedin: desarrollo, como un “desplegable” y además un “Link”. Muy buena aportación y análisis Isabel. Saludos.

    Me gusta

  3. En verdad que es cierto, linkein nos permite ofrecer algo más palpable para el que lo desea, pero hay gente que no se preocupa por mostrar la mejor cara ante el mundo y generan un papelito que creen que con eso son contratables. Gracias Isabel por mostrarnos la diferencia entre ser candidatos o ser estadística.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s