¿Estamos los reclutadores desfasados?

A raíz de una entrevista que me hicieron hace unas semanas en el Periódico Información de Alicante, he recibido varios comentarios de personas tildándonos a los reclutadores de estar desfasados.

Explico un poco más el por qué de este comentario. De entre las diferentes preguntas que la periodista planteó, en una de ellas comenté que todavía me encontraba con algunos CV donde los candidatos ponían una foto sin afeitar.

Esta afirmación fue utilizada como frase de cabecera para abrir la entrevista y ha sido, de alguna manera, la “frase de la discordia”.

Algunos de los comentarios que he recibido hacían referencia a que no estar afeitado de forma impecable no significa necesariamente falta de aseo, afirmación con la que estoy completamente de acuerdo por cierto, y que hoy en día llevar barba de 3 días es un signo de estar a la moda, cuestión que también comparto.

Es por ello por lo que algunas de las personas que leyeron mi afirmación entendieron que los reclutadores estamos desfasados al no tener en cuenta este tipo de aspectos.

office

Me gustaría poder comentar ciertos aspectos que, en algunos momentos han generado controversia respecto al tema del aspecto en las entrevista de trabajo:

  • En muchas ocasiones, el tema del aspecto lo marca la propia empresa o el puesto para el que estás reclutando. Voy a poner un ejemplo: si estoy reclutando para un puesto de vendedor de un tipo de producto que está dirigido a gente de 30 años en adelante, muy posiblemente no voy a escoger a alguien que venga a la entrevista con un anillo en la nariz, por muy de moda que esté. Eso no  quiere decir que esa persona esté menos capacitada para desempeñar el puesto, ni mucbo menos. Ahora bien, si no tienes claro a qué tipo de empresa o puesto te presentas y no tienes en cuenta a qué tipo de clientes está dirigido, venir con un determinado aspecto, como reclutadora me estás dando pistas de que no has investigado sobre la empresa para la que estás aplicando.
  • Es responsabilidad del candidato conseguir la máxima información posible sobre la empresa para la que va a ser entrevistado. Y eso significa también conocer aspectos relacionados con la imagen que esperan en los empleados y estar en consonancia con ella.
  • Aunque no nos guste, el tema de la imagen juega un papel determinante en una entrevista. Eso implica que los reclutadores tenemos muy en cuenta si esa imagen que tiene el candidato casa con la de la empresa. ¿Alguna vez os habéis planteado por qué los vendedores de unos grandes almacenes muy conocidos van con traje y corbata? evidentemente porque el código interno de la empresa así lo exige y porque están dirigidos hacia un tipo de clientela que valora eso en la persona que le atiende. Y si quieres trabajar en esa empresa asumirás que esa es la imagen que tendrás que tener por mucho que te guste tener otra.
  • Si como candidato que eres, sigues pensando que tu imagen, tu estilo, el llevar la barba de una determinada manera, o un anillo en la ceja o cualquier otro signo que identifique tu imagen, va a pasar desapercibido en una entrevista porque, al fin y al cabo, “voy a la moda” lamento decirte que se tiene muy en cuenta por los motivos que he indicado.

De hecho conozco empleados que los fines de semana llevan pendientes y que en su jornada de trabajo, se los quitan dado que no están  bien vistos por el trabajo que desempeñan. ¿Qué hay de malo en eso? ¿Tan dificil es compaginar tu imagen personal con la imagen que busca una empresa?

Si realmente piensas que los reclutadores estamos desfasados por todo lo que he expuesto, te invito a que reflexiones sobre lo siguiente:

¿Hasta que punto estás dispuesto a que tu imagen influya en la posibilidad de acceder a una entrevista?

Anuncios

24 thoughts on “¿Estamos los reclutadores desfasados?

  1. Hola Isabel.

    Como bien habéis comentado, mucha gente traslada su frustración de la búsqueda de un empleo hacia los reclutadores, cuando estos (en la mayoría de los casos) no hacen más que seguir las normas internas de la compañía.

    Pero un tema que sí que es cierto, es que en bastantes ocasiones las compañías se empeñan en ofrecer, y por lo tanto exigir a los empleados y postulantes, una imagen no del todo acorde con el perfil del puesto.
    Digo bastantes ocasiones, por lo menos en el ámbito en el que yo me muevo, que es la informática empresarial en la parte de infraestructuras HW. Aquí se exige muchísimo ir de traje, por lo de dar una imagen profesional, en plan consultor senior de la leche, cuando muchas veces luego en los clientes terminamos dentro de un CPD, tirados por los suelos o cargando bultos.
    Pero la norma de las empresas sigue siendo ir de traje, por lo que en una empresa anterior llegué a la absurda situación de ir de traje a la oficina, y luego más informal (dentro de unos mínimos) a los clientes.

    Esta situación no quita que a la hora de ir a las entrevistas, que es de lo que se habla aquí, afeitado, trajeado y peinado, sin piercings ni tatuajes visibles. Es como ir a una primera cita, o a conocer a los padres de tu novia. De primeras hay que dar buena impresión, luego ya con la confianza y conociendo cada uno a la parte contraria se puede relajar un poco la presión.

    Una cosa que quería comentar aquí, y perdona por la digresión del tema, es la forma de abordar a posibles candidatos para reclutarlos, cuando es la empresa (o el departamento de RRHH) quien aborda a un candidato que no se ha presentado a ningún proceso de selección.
    Es que es un tema que me ha pasado hace poco, y me quedé con las ganas de decírselo a la persona que me contactó pero al final me callé por aquello de no dejar un mal sabor en esa persona.

    Últimamente, a pesar de que no estoy en búsqueda de empleo, han contactado conmigo a través de Linkedin algunos reclutadores para participar en varios procesos de selección.
    En la mayoría de los casos la forma de contactarme ha sido correcta, presentándose ellos mismos y la empresa, e informándome del puesto que quieren cubrir.
    Pero ha habido un caso en el que la persona en cuestión directamente se ha puesto en contacto conmigo para pedirme mi CV actualizado, y que luego ellos me puedan informar sobre los posibles procesos de selección. Recalco que yo no estoy buscando empleo, ni me había puesto en contacto con ellos.
    Mi respuesta fue (por dos veces, ya que después de la primera respuesta me volvieron a mandar el mismo tipo de mensaje), que yo no estaba en búsqueda, pero que si ellos consideraban que les interesaba mi perfil (visible en Linkedin) que estaba abierto a recibir información sobre el puesto en cuestión. Después de 2 respuestas idénticas parece que se dieron por aludidos y me mandaron información sobre un puesto de trabajo, que ni siquiera estaba dentro de mi área de conocimiento (cosa que podrían haber visto mirando mi perfil).

    Al final me dejó mal sabor de boca las formas de esta persona, trasladándome a mi la responsabilidad de hacer el acercamiento. Entiendo que Internet y plataformas como Linkedin facilitan realizar estos procesos de forma masiva, llegando a más posibles candidatos y aumentando su BD de CVs, pero al igual que se me “exige” que me informe sobre una compañía al postular a un puesto, los reclutadores deberían informarse sobre mi al iniciar un acercamiento.

    Me gusta

    1. Hola Manuel:
      Completamente de acuerdo con tu comentario final.
      Lo que es estás comentado es un claro ejemplo de un pésimo employer branding.
      Efectivamente, herramientas como LinkedIn, o las RRSS nos permiten a los reclutadores poder contactar con candidatos de una forma mucho más sencilla e nformal. Eso no quita para que cuidemos cómo hacemos ese acercamiento a los candidatos ya que si no nos podemos estar cargando la posibilidad de atraer candidatos relevantes a nuestra empresa. Es evidente que en tu caso eso no ha sucedido y además la impresión que se trata de una captación bastante automatizada dado que te respondieron por dos veces de la misma manera.
      Todavía nos que da camino por recorrer en la captación de talento a través de las RRSS
      Gracias por pasarte y por dejar tu comentario.
      Felices Fiestas!!!

      Me gusta

  2. Hola Isa, como siempre gracias por tu entrada. Sinceramente, el ‘debate’ sobre si un reclutador puede estar desfasado por considerar que un candidato específico no tiene la imagen adecuada según la cultura corporativa de su organización, me parece un sin sentido. No entro en si es bueno, necesario o adecuado, que un vendedor del Corte Inglés vaya en traje y corbata, o que un empleado de Google tenga una imagen mucho más informal.

    En cambio, si me parece más desfasado (quizás por desconocimiento), que un candidato aplique a un proceso de vendedor en El Corte Inglés adjuntando una fotografía de cuerpo entero en bikini (caso real). Puede hacerlo, pero obviamente el CV será deshechado.

    La compañía que publica las vacantes necesarias (a través de sus reclutadores) es la que impone las normas, y la que dispone de una cultura específica. Son ellos los que deciden. Por tanto, el candidato que quiera trabajar en esa empresa, tendrá que adaptarse a las normas existentes.

    Me gusta

    1. Hola Miguel Ángel:
      Bienvenido de nuevo al blog.
      Completamente de acuerdo contigo. Me sigo sorprendiendo de la reacción de algunos candidatos con estos temas. Da la sensación que los reclutadores somos caprichosos y frívolos cuando en realidad estamos adaptándonos en muchas ocasiones a la cultura de la empresa.
      Y si no te gusta ir con traje o no quieres renunciar a tu barba de tres días , no apliques a ese puesto.
      Gracias por pasarte.

      Me gusta

  3. Enhorabuena Isabel, me parece un tema muy interesante para debatir.
    Comparto totalmente la opinión de Gorka,creo que son los empresarios los que se han quedado anacrónicos, particularmente en España.Sólo hace falta ver las fotos de mandos intermedios incluso de directivas de Latinoamérica por ejemplo, que dan a su perfil un aire más fresco y más actual que las de aquí o sin ir más lejos el mundo anglosajón, donde en la City londinese ya era habitual en los 90 ver pierciengs y tattoos combinados con un traje de tweed.Está claro que no podemos asistir a un entrevista para un posible empleo en una clínica dental si nos falta un diente pero de ahí a la estandarización estética que demandan muchos empresarios creo que que hay un amplio abanico de posibilidades intermedias.

    Me gusta

    1. Hola Begoña:
      En un debate en Linkedin he comentado que los candidatos no pueden ser top modelos, por mucho que algunos se empeñen. Creo que aquí se junta el hambre con las ganas de comer. Me explico: hay bastante agresividad hacia las empresas .y reclutadores debido a la falta de empleo, y por otro lado seguimos instalados en los recuerdos de la época pasada donde todo valía.
      Ha llegado el momento de evolucionar. Todos!!

      Me gusta

  4. Hola Isabel, cuanta razón tienes.
    Jo soy de los que le gusta ir con barba de 3 o 4 días y arreglada, ya que considero que me da un aire de mayor seriedad, (tendré o no tendré razón, pero es la que pienso). Pero soy comercial, y como persona en búsqueda activa no voy a una entrevista sin afeitarme. Toda empresa que ofrezca un producto o servicio a 3rs quiere que sus empleados y representantes, que estén cara al público, tengan una imagen corporativa. Y determinados rasgos de nuestra imagen pueden no encajar en lo que la empresa busca.
    Es igual que la vestimenta, en función de la empresa y el departamento en el que trabajes, hay unas normas no escritas del tipo de vestuario que tienes que llevar.
    No sé, pero creo que es algo lógico y de sentido común y me sorprende que haya gente que todavía piense de esta manera.

    Un saludo!

    Me gusta

    1. Hola Pau:
      Gracias por contarnos tu experiencia.
      Parece lógico pero no te puedes hacer idea las fotos que se ponen en los CVs a veces, y la imagen con la que se presentan algunos candidatos a las entrevistas.
      Aunque se haga una entrevista para un puesto de poca cualificación, la imagen es fundamental.
      Gracias por pasarte.

      Me gusta

  5. Justo iba a proponer la misma pregunta con la que acabas el artículo.
    Cuando trabajas por cuenta ajena, la imagen que debes proyectar es la de la empresa para la que trabajas, no la tuya propia. Una empresa es un conjunto de elementos tangibles e intangibles, entre ellos la estética. No tiene nada que ver con el respeto a la propia identidad. Quien no lo entienda es porque le falta empatía o porque nunca ha tenido su propia empresa.

    Me gusta

    1. Hola Dani:
      Creo que es algo producto de la época de la que vivimos. Además se junta un más que creciente malestar hacia los reclutadores donde se nos achacan todos los males de del mundo mundial.
      Entiendo la frustración de la gente en la búsqueda de empleo y soy consciente que hay algunos reclutadores que no tienen nombre, pero ya está bien de responsabilizarnos de todo lo que pasa en los procesos de selección.
      Gracias por pasarte

      Me gusta

  6. Hola Isabel
    ¿Te das cuenta de que todo este tema viene porque un periodista ha decidido poner como titular una frase provocadora que no representa en absoluto el contenido de la entrevista? Es decir, un periodista manipula, distorsiona, etc. y luego tienes que salir tú a dar explicaciones.
    Yo solo acepto entrevistas en la radio y en riguroso directo 🙂
    Un saludo y tampoco te preocupes tanto.

    Me gusta

    1. Gracias Antonio por tu comentario.
      Debe ser que soy todavía novata en estas lides.
      No es que me preocupe el tema, más que nada me molesta que haya gente que sea capaz de darle importancia al titular de la entrevista y no se indigne con otros aspectos que comento, que son idignantes: como el tema de la discriminación de las mujeres.
      ¿Dónde ponemos el foco?

      Me gusta

  7. Me parece interesante tu blog. Me gustaría compartir mi experiencia poniéndome en el lugar de una persona que busca empleo.
    No creo que el problema de los reclutadores es que estén desfasados. Después de haber leído muchísimas ofertas laborales tanto en portales web de empleo como en páginas corporativas llego a la conclusión que muchos reclutadores no saben redactar una oferta laboral. No utilizan leguaje concreto en sus descripciones, son ambiguos. Por ejemplo, cito algunas de las frases con las que me encuentro muy a menudo: “Importante empresa líder en su rubro busca….” (y no indica qué rubro); “Gran empresa…” (no se sabe si es “gran” porque se atribuye la cualidad de importante o por la cantidad de personas que trabajan en ella); “busca a los mejores reclutadores” (¿qué competencias, habilidades, conocimientos, experiencia, etc. considera que debe tener el reclutador que busca para estar en la categoría de los “mejores”?, no lo mencionan); “busca periodista para cargo de vendedor…” (muchas ofertas buscan profesionales de áreas específicas para trabajar en campos que no son los de su formación); otro muy común “se ofrece renta acorde al mercado” y luego para postular hay que rellenar un campo obligatorio que pregunta “¿cuál es su pretención de renta?” (parece broma, pero es real).
    Estoy de acuerdo con los que recalcan que el candidato debe investigar acerca de la empresa a la que postula, pero en muchos casos eso es imposible debido a que muchas ofertas (sobre todo las que publican Consultoras de RRHH) no brindan información o una breve descripción acerca de la “Importante empresa” a la que hacen referencia.
    Debemos tener en cuenta que el contrato psicológico se construye desde la primera etapa del proceso de reclutamiento, cuando el candidato se interesa por la oferta laboral y decide participar del proceso de selección y cuando la empresa se interesa por esa persona como potencial colaborador.
    Saludos.

    Me gusta

    1. Hola Paula:
      Efectivamente las ofertas de empleo son ambigüas. Y no es algo ocasional sino que en muchas ocasiones está hecho a proposito.
      ¿Por qué? muy fácil, permite al reclutador poder abrir mucho el abanico de posibles candidatos y así tener más candidaturas.
      También permite poder hacer cambios en la oferta de empleo una vez que el proceso de selección está iniciado.
      Todoslo hemos hecho en alguna ocasión.
      Es una manera de guardarse un as bajo la manga.
      Gracias por pasarte.

      Me gusta

  8. Hola Isa.
    Te cuento un caso presente. Llevo un proceso de selección para una Clínica Dental y el cliente me hace hincapié en la imagen de l@s candidat@s. Especialmente en el aspecto de la salud bucodental, ya que incluso me hizo ver (a mi se me pasó por alto) que a una candidata le faltaba un premolar y se le notaba al sonreir.
    Si te postulas para el sector de salud dental, lógicamente tienes que dar ejemplo porque precisamente es eso lo que vendes.

    Un saludo.

    Me gusta

  9. Hola Isabel, no he podido leer tu entrevista pero si el Blog y que decir, que si los que leyeron tu entrevista sólo se quedaron con la cabecera, es que no debieron leer mucho.

    Y respecto al tema, la imagen del candidato es importante porque debe adaptarse a la cultura de la empresa (Y no al revés) y si a alguien no le gusta esa cultura, no debe enviar el cv. Y digo más, si no le gusta la cultura empresarial en un sector determinado, debería emprender su propio negocio y así podrá crear su propia cultura.

    Me gusta

    1. Hola Alberto:
      Eso es algo bastante habitual. Leemos el titular y ya vamos condicionados a que el resto de la noticia, de la entrevista se adapte a lo que yo me he creado en mi cabeza.
      En definitiva, prejuzgamos con demasaida facilidad.
      Completamente de acuerdo con que es el candidato el que debe adaptarse a la cultura de la empresa. Lo que me sorprende es que todavía haya gente que piense así.
      Gracias Alberto por pasarte.

      Me gusta

  10. A ver si nos enteramos: el buen candidato no es el que tiene el curriculum adecuado, sino el que ADEMÁS encaja en la cultura de la empresa. Y si nos parece lógico adaptar el CV, la carta de presentación,…. a la empresa ¿Por qué nos parece tan descabellado “adaptar” (que no FALSEAR) nuestra imagen?.
    Gran entrada Isabel¡¡¡

    Me gusta

    1. Hola Myriam:
      Tendemos a seguir pensando que con tener un buen CV es suficiente para ser un candidato adecuado. Eso también ha cambiado. Puedes ser el mejor del mundo mundial que si no eres capaz de demostrarlo ni de adaptarse con facilidad a los nuevos aires que soplan, te quedarás con un buen CV en pale y punto.

      Gracias amiga.

      Me gusta

  11. Estoy de acuerdo contigo Isabel. Nos guste o no, la imagen sigue contando para las empresas. Lo he constatado durante muchos años en una empresa de recursos humanos. Poco a poco va evolucionando. Cada sector tiene su “estilo” y hay que conocerlo. Lo de quitarse los pendientes antes de entrar, está al orden del día.
    Recuerdo que asistí a una entrevista para un puesto de programador con ropa formal (sin corbata, el mundo informático tiene sus particularidades) y me encontré un ambiente muy “alternativo”. El entrevistador lucía rastas. Enseguida asumí mi error de no haber investigado a la empresa. (Fue hace 15 años, no era tan fácil como ahora). Ir elegante no significa llevar traje y corbata, sino adaptarte a la realidad de la empresa y el puesto.
    Respecto a si los reclutadores están desfasados, yo diría que solo lo parece ya que muchos dan servicios a empresas que sí se han quedado anacrónicas. Los reclutadores se adaptan más rápido que los trabajadores. Desgraciadamente gran parte de los que buscan empleo lo hacen como hace 20 años. Antes se respondía un anuncio del periódico, ahora se envía CV por Internet. Es exactamente lo mismo. Imparto cursos de Empleo 2.0 en la universidad y he constatado el trabajo que aún queda por hacer en su orientación laboral.

    Me gusta

    1. Hola Gorka:
      Gracias por compartir con nosotros tu experiencia.
      Es cierto que hace 15 años no disponíamos de los medios que tenemos ahora para poder investigar una empresa. Por eso me parece más delito que los candidatos no vayan lo suficientemente documentados sobre la empresa.
      Estoy contigo en que necesitamos en lo que a búsqueda de empleo se refiere.
      Queda mucho camino por hacer!!

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s